Muere Olivia de Havilland

Olivia de Havilland

Olivia de Havilland falleció el 25 de julio por causas naturales en su casa de París a los 104 años. La noticia fue confirmada por su agente Lisa Goldberg.

Era una de las últimas sobrevivientes de la edad dorada del Hollywood clásico. Será recordada principalmente por su legendaria participación en “Lo que el viento se Llevó” por la que fue nominada al Óscar a la mejor actriz de reparto por su interpretación como Melanie Hamilton.

Ganadora de dos premios Óscar a mejor actriz protagonista por La vida íntima de Julia Norris (1946) y La heredera (1949), siendo una de las estrellas de Hollywood más célebres de la década de 1940 y de la historia del cine.

El 21 de junio de 2017, a los 100 años de edad, fue nombrada Dama del Imperio Británico por la reina de Inglaterra Isabel II, siendo la persona más longeva que ha recibido esa distinción.

Fue hermana de la actriz Joan Fontaine (1917-2013), con quien no mantuvo relación desde 1975 hasta el fallecimiento de esta, 38 años después. En una entrevista con motivo de su 100 cumpleaños la estrella habló de cómo iba a celebrar su centenario y de la histórica enemistad con Joan, a quien llamó “Dragon Lady”. Su mala relación ya forma parte de la historia de hollywood y se remonta a la ceremonia de los Oscar de 1942, cuando las dos competían por el premio a la mejor actriz.  Describió la personalidad de Joan como una persona brillante, con múltiples talentos, pero con astigmatismo con respecto a su percepción de la gente y los acontecimientos, lo cual la hizo reaccionar a menudo de manera injusta y prejuiciosa”.

Apareció por primera vez a los 19 años en El sueño de una noche de verano, para la Warner Brothers, en el año 1935 bajo la dirección de Max Reinhardt que se fijó en ella en una representación teatral universitaria.

A partir de este momento formó parte de un equipo consolidado en la Warner, con Errol Flynn (quien luego confesó haber estado perdidamente enamorado de ella en aquel entonces) como pareja y Michael Curtiz como director. Junto con Errol Flynn protagonizó siete películas, en las que, aunque siendo de temática muy distinta, ella siempre representaba el mismo personaje, de la amada del aventurero, fiel seguidora del héroe. Algunas de estas películas fueron El capitán Blood (1935), La carga de la Brigada Ligera (1936), Robin de los bosques (1938) o Dodge, ciudad sin ley (1939).

Después de grandes actuaciones en Tras el espejo (1946), de Robert Siodmak, donde interpretaba a hermanas gemelas y rivales, y Nido de víboras (1948), de Anatole Litvak, donde volvió a ser nominada por la Academia, alcanzó la cumbre como la protagonista de La heredera (1949), de William Wyler, inspirada en la novela Washington Square, de Henry James.

Se destacó también por poner en jaque a los grandes estudios de Hollywood, al llevar a juicio a Warner para luchar por el derecho de los actores a negociar mejores contratos. Por sus contribuciones a la industria cinematográfica, recibió una estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood.

Después de retirarse hizo pocas apariciones públicas, fijó su residencia en París en 1960 y llevaba una vida apartada de los focos, pero regresó a Hollywood en 2003 para participar en la edición 75 de los Premios Oscar y solo apareció esporádicamente en obras teatrales y series de televisión como “Roots” y “North and South”. Su último trabajo en el medio fue “The Woman He Loved” (1988).

Leave a Reply